Compartir
Publicidad
Publicidad

Hazlo tú mismo: pizarra y botellero, dos en uno

Hazlo tú mismo: pizarra y botellero, dos en uno
Guardar
14 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Imaginemos el siguiente escenario: una familia con niños y unos padres amantes de los buenos vinos. Unos quieren una pizarra y otros desean una pequeña vinoteca. Una única pared disponible en la cocina… ¿qué hacer? ¿lo echamos a suertes? Nada de eso, podemos tener las dos cosas sin que una menoscabe a la otra y además con unas dimensiones muy generosas.

Como vemos en la imagen, este botellero-pizarra realizado por Sol Kawage, recorre la pared de suelo a techo, pudiendo dar cobijo a más de 40 botellas. Sol realizó una caja de madera en la que emplazó varios tubos de PVC, pero para los que estáis peleados con la carpintería y los clavos se os escapan de entre los dedos, os propongo otra manera de realizarlo.

En los dos casos hay que comprar tuberías de PVC de un diámetro adecuado y cortarlas a una misma medida, con cuidado de pulir los extremos con una lija. Encargaremos dos tableros de DM con la altura que deseemos y el mismo ancho de los tubos.

Planificaremos el trabajo teniendo en cuenta la medida de las botellas y si queremos que cada tubo albergue una o dos botellas, dependiendo del tamaño de la pared en la que irá emplazado.

Dos aspectos del botellero

Colocaremos uno de los tableros sobre el suelo y comenzaremos a pegar los tubos entre sí y al tablero con un pegamento extrafuerte. Una vez seco, aplicaremos un hilo de pegamento en los lomos de los tubos y colocaremos la otra tabla sobre ellos. Cuidaremos de que quede perfectamente colocado y pondremos un peso sobre ella mientras se seca el pegamento; unos libros pueden servir, siempre que el peso sea uniforme a lo largo de toda la superficie.

Ya solo queda pintar la cara vista con pintura de pizarra y fijar el botellero a la pared, para lo que habremos practicado cuatro agujeros avellanados en los extremos de la tabla que va en contacto con la pared. Dos arriba y dos abajo, emplazados en un lugar que quede lo suficientemente libre para poder manipular con un atornillador.

Vía | Apartment Threrapy
Más información | Uauagè
En Decoesfera | Una buena idea: pinta tu puerta de pizarra, Un botellero en la mesa de café

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos