Publicidad

Tierra Burrito Bar, un restaurante mexicano con los materiales naturales como grandes protagonistas

Tierra Burrito Bar, un restaurante mexicano con los materiales naturales como grandes protagonistas
1 comentario
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

¿Quién dijo que no se puede tomar comida rápida y de calidad en un espacio de diseño? Si te sueles mover por la zona de Alonso Martínez, probablemente conocerás este local, y si no, ya te está costando anotar su nombre en tu libreta de direcciones para acercarte en cuanto tengas tiempo. Estamos hablando de Tierra Burrito Bar.

Un restaurante que ya tenía otro local abierto en la calle Guzmán El Bueno, y que desde hace unos meses cuenta con otro local en el número 30 de la calle Sagasta. Un local atractivo y muy luminoso en el que puedes tomar comida eminentemente americana.

Tierra Burrito

Diseñado por el estudio de interiorismo Plantea Arquitectura, el nuevo local pretendía mantener el espíritu del otro local que la empresa tiene en la calle Gúzman el Bueno, pero actualizándolo no sólo al local, sino también al público que frecuenta la zona.

Para darle el toque que podemos ver, desde este estudio de interiorismo se planteó el uso de materiales naturales sin más acabado que el del propio material, como reflejo directo de la comida fresca y natural que se sirve en este restaurante, tratando de crear rincones agradables y acogedores a través del mobiliario, con encantadores muebles de jardín, elementos naturales como plantas o ramas, o las lámparas que salpican el local. Entre el mobiliario elegido para vestir el restaurante, destaca una gran mesa comunal, tan de moda en estos momentos, que permite dar versatilidad al espacio.

Tierra Burrito.jpg

Respecto al pavimento, con la reforma se optó por instalar materiales duros para lograr convertir el local en una prolongación de la calle, utilizando así un ladrillo en espiga simulando que es adoquín.

mch_4851.jpg

Además, y para reforzar el efecto de meter la calle en el interior del local, Tierra Burrito destaca por tener grandes ventanales completamente abiertos, creando espacios muy agradables entre el interior y el exterior tanto en primavera como en las noches de verano.

mch_4792.jpg

Otro aspecto a destacar de este restaurante es su apuesta por recuperar materiales y elementos que existían previamente en este local. Por ejemplo, se recuperó un precioso suelo de mármol en varios tonos que apareció durante la obra, o la chapa de fachada que se decapó con ácido para dejar a la vista su tono natural.

Sin duda, un lugar especial lleno de encanto que demuestra que la comida rápida no está reñida con la calidad y con comer en un espacio cuidado y agradable.

Más información | Tierra Burrito Bar
En Decoesfera | Dray Martina, un espacio del que no querrás salir
Fotografías | Mario Chetrit

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios