Compartir
Publicidad
Las ideales lámparas satélite iluminan rincones ausentes de protagonismo
Iluminación

Las ideales lámparas satélite iluminan rincones ausentes de protagonismo

Publicidad
Publicidad

Las lámparas de araña han regresado para quedarse y entre todos, les hemos hecho un hueco en los distintos estilos decorativos, hace ya algunas temporadas que las utilizamos. Tiempo atrás nos hablaban sobre este tipo de lámparas y las relacionábamos con rapidez a la época Victoriana, el barroco e incluso con la película Titanic. Ni de broma se nos pasaba por la mente colocar una de esas suntuosas lámparas cerca de nuestra decoración. Sin embargo, hoy se emplean frecuentemente para decorar cualquier ambiente y su formato se reinterpreta, para adaptarlas a lugares contemporáneos. Estas nuevas lámparas que en sus entrañas guardan las premisas de una araña, se llaman lámparas satélite, una versión renovada de las lámparas de araña.

Lámparas araña clásicas

Las lámparas de araña clásicas se han fusionado con todos los estilos, el gusto por colocarlas en techos altos, dentro de loft industriales o casas pequeñas no detiene a este producto.

Westwingaranacristal
Imidroco

El evidente cambio en iluminación desde hace pocos años hasta hoy es maravilloso, vemos espacios decorados con lámparas realmente antiguas, recuperadas de entornos clásicos y trasladadas a un concepto contemporáneo, donde expuestas resultan espectaculares. Todo conlleva cierto atrevimiento, pero no pienses que resultan ambientes disparatados. Una lámpara de araña de cristales o sin ellos, da la pincelada perfecta y elegante a estos ambientes que mostramos, con ellas da igual el estilo interior escogido, porque se han convertido en auténticas lámparas camaleónicas.

Lámparas satélite

Wow! estos modelos son lo último en iluminación, desde el pasado año las esferas de vidrio, las lámparas con efectos de burbujas de jabón y otros modelos tan bonitos como disparatados, han invadido las páginas de compra online y por supuesto nuestro deseo de colgarlas en algún espacio del hogar.

Su simpleza las hace tremendamente atractivas, además de ser una pieza decorativa colgante clave, nos beneficia su forma, ya que la luz proyectada permite determinar su dirección hacia el rincón que más guste. Fabricadas en metal o latón plateado, color plomo metalizado y dorado envejecido no necesitan de pantallas, una sola bombilla es el remate decorativo en las lámparas satélite, total, aún más comodidad para su limpieza.

Las bombillas que normalmente se utilizan son de luz cálida de unos 40 a 100 vatios, según la intensidad que se pretenda, entre ellas las formas que marcan tendencia son las bombillas globo de tamaño grande, las alargadas o redondas clásicas. El vidrio más común para estos modelos es el blanco, transparente y ahumado las bombillas mates también cuentan, dan menos intensidad de luz y quedan realmente bonitas. Estas son algunas de las propuestas que mostramos para instalar en salones, comedores e incluso cocinas.

Como veis las lámparas satélite son tendencia, el color de sus grandes brazos pasa del negro hasta llegar a los metalizados, normalmente el mismo modelo suele fabricarse en diferentes versiones con más o menos extensiones y bombillas. Una idea favorecedora y útil a la hora de enfocar ciertos espacios que quedan en penumbra.

Fotos | Inicio Aliexpress, Westwing, Imidro

En Decoesfera | Mitos rotos, la demanda de casas prefabricadas se dispara en España

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio