Compartir
Publicidad
Publicidad

Hazlo tú mismo: pon un columpio en tu vida y en tu dormitorio

Hazlo tú mismo: pon un columpio en tu vida y en tu dormitorio
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

No es la primera vez que hablamos del columpio como una alternativa a la mesilla de noche en el dormitorio, ya hemos debatido en Decoesfera sobre si es o no una buena idea y aunque a nivel funcional hay dudas al respecto está claro que la mesilla columpio es una chulada y que convierte nuestro dormitorio en un espacio muy singular.

Si finalmente decidimos que en nuestro dormitorio encaja y que queremos esa mesilla columpio junto a nuestra cama no tenemos que comprarla, en realidad podemos fabricarla por nosotros mismos y en Decoesfera os vamos a explicar hoy cuales son los pasos a seguir. Necesitamos un tablón de madera, lápiz de carpintero, cuerdas y los ganchos para colocar el columpio en el techo, además de las herramientas correspondientes.

paso_1-1.jpg

Para empezar podemos comprar el tablón de madera o cortarlo en 60x20 centímetros, para lo cual podemos servirnos de una multisierra como la PST 10,8 Li de Bosch. A continuación marcaremos con el lápiz los cuatro puntos que perforaremos, uno en cada esquina. Para perforar necesitamos un taladro o una multiherramienta como la Uneo Maxx en su función taladrar.

Dependiendo de como sea la madera podemos lijar la base del columpio para que quede más suave y si no queremos madera al natural, podemos pintar el tablón del color de nuestra elección para ponerlo a juego con el dormitorio, por ejemplo pintando en blanco. La verdad es que en madera al natural queda genial, pero pintado en color no quedará peor, todo depende de como sea la decoración de la habitación en la que vamos a colocarlo.

paso_4-1.jpg

Una vez que tengamos el tablón listo y los agujeros hechos anudaremos las cuerdas, una a cada lado de la tabla y a unos 30 centímetros de altura, unificando la cuerdas con un nudo. Tenemos que acordarnos de dejar la cantidad de cuerda que queramos en función de la altura que se corresponda con nuestro dormitorio. No todos los dormitorios tienen la misma altura en la zona de mesillas, si es abuhardillado es posible que el columpio deba ser mucho más bajo.

Y ya solo nos queda marcar en el techo el lugar donde queremos poner los dos ganchos para anudar las cuerdas, de nuevo podemos hacer los agujeros con la multiherramienta en función taladrar. Una vez colocadas las cuerdas en los ganchos nuestro columpio ya estará listo para ser utilizado como mesilla.

paso_6.jpg

Únicamente debemos tener cuidado con el peso que el columpio puede soportar, debe quedar claro que se trata de un columpio mesilla para colocar sobre él un libro, el despertador y un paquete de pañuelos de papel o algo así, pero no es un columpio en el que jugar y sentarse. Si queremos un columpio que soporte decenas de kilogramos de peso, deberemos analizar con un profesional el tipo de techo que tenemos y la forma de anclaje más adecuada.

Pero para el peso que debe soportar una mesilla no hay ningún problema en que el columpio lo coloquemos por nosotros mismos sin ningún riesgo. La verdad es que es una idea súper original que creará un ambiente muy especial en nuestro dormitorio, al fin y al cabo el columpio es un elemento que se asocia con recuerdos de infancia y momentos muy felices.

Más información | Bosch
En Decoesfera | ¿Buena o mala idea? Un columpio como mesilla de noche

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos