Publicidad

Puertas abiertas: Tiny house, una pequeña casa de campo en Portland

Puertas abiertas: Tiny house, una pequeña casa de campo en Portland
2 comentarios

Publicidad

Publicidad

Se ha hecho esperar, pero parece que finalmente este fin de semana podremos empezar a disfrutar del sol de primavera como debe ser. Así que apetece ver decoración de casas de campo, casas de veraneo, con jardines y terrazas, de esas que son ideales para disfrutar al aire libre durante las vacaciones como Tiny House, la casita de campo de Jessica Helgerson en Portland.

Es una casa pequeña, pero en realidad eso hace mucho más grande su encanto. Me ha gustado mucho como está decorada la casa por dentro, pero reconozco que lo que me ha enamorado es su exterior y sobre todo la mesa que han colocado en el jardín, vestida con un gran mantel blanco que contrasta con alegres sillas de muchos colores y que veremos a continuación.

tiny house 2

Seguro que coincidís conmigo en que el ambiente de la imagen sobre estas líneas es adorable. El contraste de la mesa en blanco con las sillas de color queda excelente y el entorno natural alrededor ayuda mucho, claro. Las sillas Bistro que se han vuelto a poner de moda en exteriores, probablemente no sean las más cómodas, pero además de ser una monada tienen la ventaja de que ocupan muy poco.

La fachada de la casa también está pintada en blanco y entre tanto verde del jardín que la rodea, las sillas aportan un toque de color divertido y muy primaveral. De ese modo la mesa no necesita decoraciones añadidas y los servicios de mesa sencillos en blanco quedan excelentes.

tiny house 3

La casa no es muy grande pero todas sus habitaciones tienen mucha luz, además los espacios están muy bien aprovechados y se ha destinado una gran superficie a la cocina que tiene incluido en su interior el comedor. En la imagen sobre estas líneas podéis ver el contraste entre la madera natural y el color blanco.

El uso de sillas desiguales alrededor de la mesa es tendencia y lo podemos ver en la imagen sobre estas líneas. Yo creo que habría pintado la pared del fondo también en blanco, aunque he de reconocer que la madera natural también tiene su encanto. Un elemento destacado es la chimenea que podemos ver a la derecha, que hará que la casa sea igual de acogedora durante el invierno.

tiny house 4

Cuando pensamos en vacaciones y en relax, muchos pensamos en ratos de lectura. Lectura de la tradicional en esos ratos en los que nos olvidamos de internet y volvemos a disfrutar de las historias escritas en papel. Por eso para una casa tan adecuada para el descanso y la desconexión como esta es perfecto el disponer de una gran biblioteca.

Para aprovechar bien el espacio, los asientos que conforman la sala de estar se han integrado en las paredes de la habitación. En ellos el estilo es un poco más moderno y contrasta con el aire rústico de la vivienda. Estos sofás integrados, tienen el inconveniente de que no se pueden mover, pero permiten dejar el mayor espacio libre en el centro de la estancia y hacen que parezca más grande.

tiny house 5

Y terminamos nuestro recorrido en una de las habitaciones, la de los niños. Aquí el color blanco tiene de nuevo un gran protagonismo y el aprovechamiento del espacio es también determinante, de ahí que en vez de dos camas separadas se haya colocado una litera.

Yo echo de menos las mesillas de noche para apoyar el libro de lectura o alguna otra cosa, podrían colocarse como pequeños estantes en la pared y también algún otro espacio de almacenaje. Claro que aquí no se ve la habitación completa y tal vez tenga algún armario hacia el otro lado. Pero quitando algún pequeño detalle, el ambiente de la casa me encanta.

Vía | Chictip Más información | Jessica Helgerson En Decoesfera | Puertas abiertas: una pequeña casa de campo en Suecia

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios