Compartir
Publicidad

Hazlo tú mismo: convierte unas raquetas antiguas en espejos

Hazlo tú mismo: convierte unas raquetas antiguas en espejos
0 Comentarios
Publicidad

En Decoesfera nos encanta reciclar los trastos viejos que tenemos por casa y si encima podemos darles un uso sorprendente, mejor que mejor. En esta ocasión, os animo a reciclar esas raquetas antiguas que tenéis de cuando vuestro padre era pequeño y decidió que se dedicaría al tenis.

Esas raquetas de madera, aunque son evocadoras, no son tan cómodas de utilizar como las modernas de fibra y probablemente ya no tengan ni las cuerdas. Os propongo llevarlas a un cristalero y que os hagan un espejo a medida para el hueco y colgarlas en la pared de la habitación de los peques, o en vuestro salón en un rincón especial dedicado a los detalles vintage. Os recomendaría que antes de hacer esta manualidad las lijárais y barnizárais antes para quitarles esa pátina de suciedad que probablemente tengan. Con un poco de lija y un barniz transparente seguro que quedan espectaculares... y si os atrevéis podéis hasta repasar los colores que tenían en el momento de comprarlas.

Para pegarlas a la pared os bastará un hilo enganchado con chinchetas detrás, un velcro de los que se pegan o un cáncamo como cualquier otro cuadro. Eso sí, comprobad que no se caen porque si esas raquetas ya pesan mucho de por sí, seguro que con el espejo empeora.

Imagen vía | Apartment Therapy En Decoesfera | Hazlo tú mismo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio