Compartir
Publicidad

Dos buenas ideas para crear tu zona de trabajo

Dos buenas ideas para crear tu zona de trabajo
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Todos necesitamos tener al menos una pequeña zona de trabajo en casa. Si no para llevarnos el trabajo de la oficina al menos para revisar las facturas o ver el correo en el ordenador.

Sin embargo a la hora de crearla se nos presentan mayoritariamente dos problemas:

  • el primero la falta de espacio
  • y el segundo es que en los lugares donde tenemos espacio es contraproducente su instalación, por ejemplo el cuarto de los niños o qué decir de nuestro dormitorio, donde no deberíamos mezclar trabajo con descanso.

Pues bien, viendo esta imagen, presentada a un concurso en uno de mis feeds habituales (Unplggd) podemos obtener dos buenas ideas para crear una zona de trabajo en nuestro piso, una para cada uno de los problemas anteriores y curiosamente contrapuestas.

La primera y que se ve más clara, aprovechar la deformidad de la pared para crear un pequeño escritorio, es una buena opción para los que sólo necesitamos un rincón donde leer nuestro correo o revisar nuestras facturas.

En la mayoría de los pisos hay pequeñas anormalidades en las paredes, como la que se ve en la imagen, formadas por las columnas o los puntos fuertes. Sólo tienes que medir el espacio ir a una carpintería pedir un tablón a medida y fijarlo en la pared a una altura que te venga bien.

Además tras enseñárselo a mi padre para pedirle uno (es carpintero), ha tenido una buena idea más y es que también se puede hacer una mesa plegable, de manera que podamos abrirla hacia delante para multiplicar el espacio de trabajo cuando lo necesitemos.

Luego sólo necesitamos una pequeña silla que podremos meter bajo la mesa cuando no la estemos usando, de esta manera el escritorio y complementos pasarán completamente desapercibidos y no consumirán ni una pizca de nuestro espacio.

Si necesitas un espacio adicional para el almacenamiento de archivos o correos, puedes colocar dos o tres baldas más en la parte alta.

Y ahora la segunda de las buenas ideas, que no se trata de aprovechar la anormalidad de la pared, sino de crearla.

Muchos de nosotros sólo tenemos sitio para crear nuestro escritorio en el dormitorio, pero mezclar el descanso con la zona de trabajo puede dificultar el primero, por eso es conveniente que el área de trabajo no sea visible desde la cama.

Una buena opción que hasta no se me había ocurrido es la de crear una especie de anormalidad como la que se ve en la imagen, que oculte el escritorio en una de las esquinas de la habitación, es cierto que es un método más caro que otro tipo de separaciones y costoso, pero el resultado es bastante bueno y además nos ayudará a no molestar a la persona que duerma a nuestro lado.

Imagen vía | UnplggdFlickr (Wig3000)
En Decoesfera | Trunk Station, Un dormitorio con zona de trabajo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio