Publicidad

Cómo preparar tu casa para el otoño

Cómo preparar tu casa para el otoño
4 comentarios

Publicidad

Toda resistencia es inútil: el otoño ya ha llegado, y aunque las sandalias aún no hayan desaparecido, lo cierto es que nos quedan pocos días para usarlas (sin hacer el ridículo). Si el otoño ha llegado a tu ropa, seguro que también ha llegado a tu casa. Veamos cómo preparar la casa para el invierno que se avecina:

  • En primer lugar, cambia tu fina colcha de verano por otra algo más gruesa. No digo que te saques ya la funda nórdica (a no ser que vivas en una provincia fría), pero seguro que ya hace tiempo que no duermes desarropado.

  • Saca la manta del sofá aunque no la uses aún. A todos nos gusta estar arropaditos mientras vemos una película, sobre todo cuando empieza a refrescar. Una de las más importantes es la que hay al lado de la cama para no poner los pies en el suelo frío.

  • Enseña tus alfombras con orgullo, o vete a comprar una alfombra. En invierno harán tu casa más acogedora mientras conservan el calor interior.
Una casa preparada para el otoño con alfombras.
  • Cambia tus velas de aromas florales por otras más dulces como las que huelen a canela. Verás cómo esos olores te darán la sensación de estar más abrigado aunque no lo estés.

  • Limpia tu chimenea antes de que entre el frío del todo y purga tus radiadores si tienes calefacción individual. Si tienes calefacción central, lo mejor es que esperes a que se vaya a encender.

  • Saca las cortinas de invierno, si es que tienes de dos tipos. Por lo general yo en verano prefiero visillos y tejidos más gruesos para el invierno. Las cortinas son un buen aislante.

  • Aprovecha el revoltijo de casa para ir sacando la ropa de más abrigo, y así te ahorras revolver la casa dos veces seguidas.

En Decoesfera | Los diez imprescindibles del otoño

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios