Publicidad

Tres buenos ejemplos de estancias con una pared negra

Tres buenos ejemplos de estancias con una pared negra
2 comentarios
HOY SE HABLA DE

En muchas ocasiones nos planteamos actualizar alguna pared de casa pintándola de algún color diferente al resto, para lograr algún efecto concreto, o simplemente por darle un cambio de aires a alguna estancia.

Pero coincidiréis con nosotros en que, en estos casos, el negro no suele ser uno de los colores que se tienen en cuenta. Os aseguramos que después de ver estos tres buenos ejemplos de estancias con una pared negra cambiaréis de opinión, al igual que hemos hecho nosotros.

Y es que siempre que se plantea pintar alguna pared de color negro se piensa, lógicamente, en que se va a oscurecer mucho la estancia, o va a parecer mucho más pequeña, etc. Es precisamente por eso por lo que hay que pensar muy bien que pared vamos a pintar, intentando que sea una que goce de buena luz natural y tenga una amplitud suficiente.

Zona de trabajo con pared negra

En este primer ejemplo podemos ver una habitación en la que se ha pintado de negro la pared en la que se encuentra el escritorio de trabajo, logrando una increíble profundidad y contraste con la mesa y los cuadros.

Pintar de negro la pared que vamos a tener delante mientras trabajamos puede ser una gran idea, pues nos ayudará a concentrarnos en la tarea que estemos llevando a cabo.

Cocina con pared negra

En este caso nos encontramos ante una gran estancia de techos altos y dos plantas que comparten espacio. Toda la decoración se basa en el blanco y negro, por lo que ha sido todo un acierto pintar de negro la pared de la cocina, que se encuentra en la planta baja.

Además, se ha pintado desde abajo hasta arriba, por lo que se crea un nexo de unión entre las dos plantas perfecto. A nosotros nunca nos ha entusiasmado demasiado la decoración en blanco y negro, pero hemos de reconocer que en este caso se ha logrado un ambiente muy agradable.

Dormitorio con pared negra

En este último ejemplo podemos ver otra de las ocasiones en las que puede ser una gran idea pintar una de las paredes de negro: en el dormitorio. Además de aportar mucha elegancia, el negro puede ser un color genial para una estancia cuyo objetivo principal es lograr el máximo descanso y relax, ¿no creéis?

En definitiva, que no hay que perder de vista que el negro es también un color genial para pintar alguna pared de casa y lograr efectos muy interesantes. Eso sí, a no ser que queráis llevar a cabo un planetario en el que proyectar cielos estrellados o una sala de cine, absteneos de pintar toda una habitación de negro.

Vía | Husligheter
En Decoesfera | Diez trucos para pintar paredes que no te sabías

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios