Publicidad

Hotel Convent de la Missió, un hotel lleno de paz en el corazón de Palma

Hotel Convent de la Missió, un hotel lleno de paz en el corazón de Palma
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Cualquier excusa es buena para pillar un avión y disfrutar de Palma de Mallorca. Una ciudad para pasear, para disfrutar de todas las riquezas de ofrece. De joyas que permanecen escondidas en su entramado urbano, como es el caso del Hotel Convent de la Missió. Un hotel lleno de paz situado en el casco antiguo de la capital balear ocupando un edificio que fue convento, y que todavía hoy, nos transmite la paz de tiempos pasados.

En este viejo convento se formaba a los padres paulinos antes de su partida hacia las misiones, y tras la reforma efectada por su propietario, el arquitecto Antoni Esteva, se ha transformado en un hotel lleno de luz, de arte, y de muchos rincones por descubrir durante la estancia.

Hotel Convent de la Missio

Durante las obras de rehabilitación del inmueble, que duró casi dos años, su propietario se esforzó por conservar los espacios monacales más importantes, respetando elementos típicos de la arquitectura mallorquina. Desde las sillerías de piedra hasta las bóvedas. Entre los elementos más destacables, destacan por ejemplo el spa, que ocupa la antigua cripta.

Hotel Convent de la Missio

El bar se sitúa en el antiguo refectorio, y en él hay constantemente exposiciones de artistas, sobre todo mallorquines. Y es que precisamente, la presencia del arte es una de las señas de identidad de este encantador hotel.

Hotel Convent de la Missio

Incluso en las habitaciones hay obras originales de artistas mallorquines. Habitaciones que, al margen de las obras de arte que las decoran, son tremendamente luminosas, al ser decoradas en distintos tonos de blanco, crudo o arena.

Hotel Convent de la Missio

Para acabar, y por si te quedaba alguna duda para saltar sobre el Mediterráneo y teletransportarte a relajarte a Mallorca, el restaurante del hotel es el Symply Fosch, un espacio a cuyo frente se encuentra la estrella Michelín Marc Fosch decorado en tonos blancos y negros con una amplia terraza y una pared de agua cayendo en cascada. ¿Qué más se le puede pedir a este hotel mallorquín?

Más información | Hotel Convent de la Missió
En Decoesfera | Sant Francesc, un hotel boutique situado en una antigua casa señorial mallorquina

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios