Compartir
Publicidad

Hazlo tú mismo: un asiento de cartón y espuma

Hazlo tú mismo: un asiento de cartón y espuma
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Para conseguir un asiento de urgencia, solo necesitamos un trozo de cartón, grande, pero cartón al fin y al cabo, y un bote de espuma preferiblemente de color, la clásica espuma que se expande y después solidifica. Solo con eso, un lápiz, unas tijeras y un poco de maña, podemos conseguir un taburete perfecto para sostener el peso de una persona.

El primer paso es dibujar en el cartón con el lápiz la forma de las patas y el asiento que queremos recortar, en la imagen podéis ver más o menos, como sería el dibujo y como situar las piezas para aprovechar al máximo el cartón. Una vez que las tenemos dibujadas procedemos a recortarlas y después le toca el turno a la espuma.

asiento espuma 2

Lo de la espuma es lo más divertido, hay que rellenar las patas con cuidado de que no quede espacio vacío, hay que tener en cuenta que el taburete debe servir para soportar el peso de una persona, sino no sería útil y por lo tanto las patas deben tener suficiente resistencia.

Rellenar la parte central del taburete es lo más divertido, ahí se trata de juntar una buena cantidad de espuma, la forma es lo de menos, parte de la gracia del taburete es que quede irregular, colocamos las patas a modo de trípode, clavadas en esa espuma, esperamos a que solidifique y el taburete ya está listo.

asiento espuma 1

Vía | DesignBoom
En Decoesfera | Asientos de cartón para niños, totalmente reciclables

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos