Publicidad

Islas de cocina: ¿qué podemos hacer con ellas?

Islas de cocina: ¿qué podemos hacer con ellas?
2 comentarios
HOY SE HABLA DE

Seguimos con el especial de Islas de cocinas en Decoesfera con ideas para sacarles partido. Está claro que (casi) todos queremos una isla en nuestra cocina: son prácticas, son bonitas, invitan a pasar más tiempo en la cocina (la familia o amigos nos pueden acompañar sentados a la isla mientras cocinamos) y son muy, muy útiles.

Hoy os traemos 3 ideas diferentes para una isla, con 3 estilos de cocina totalmente distintos. Por supuesto, en cada una de ellas, podréis ver que han aprovechado la isla para varios usos. Eso siempre es lo ideal: una buena planificación previa y el saber cuáles son las carencias en el diseño y la distribución según los demás muebles, nos darán pistas para elegir nuestra isla perfecta.

Industrial tipo estantería

Cocina Isla 1

Si en nuestra cocina tenemos poca encimera y además, resulta que no nos sobran los metros para instalar una gran isla de cocina, no tenemos por qué prescindir de ella. En este tipo de espacios, podemos ubicar una isla de cocina, que sea bastante larga, pero tenga poca produndidad, y nos dé esos metros de encimera extra que necesitamos.

Además, si el problema es el espacio, podemos hacerla con baldas abiertas y accesible desde todos los lados de la isla, que nos quedará mucho más ligera y no ocupará tanto como una isla más tradicional. Si añadimos ruedas al mueble, tendremos un auxiliar perfecto, que en un momento dado, podremos arrimar a la pared si necesitamos el espacio del centro de la cocina libre.

Por otro lado, este tipo de isla que nos sirven para guardar, guardar y guardar, podemos encontrarlas de diferentes materiales y estilos. Por un lado, las de madera son una buena opción si queremos una cocina más cálida. Las de terminación acero, mucho más industriales y que nos trasladan mentalmente a las grandes cocinas de hoteles y restaurantes, suelen aportan un aire "industrial". Por supuesto, también las hay de obra, pero sin duda, no cuentan con la gran ventaja de disponer de ruedas. El precio, que no es un factor a olvidar, también suele ser menor.

Cocina Isla 2
Cocina Isla 4

La cálida, con grandes baldas

Cocina Isla 6

Otra opción muy válida para aprovechar a fondo la isla de nuestra cocina, es pensarla como un espacio mixto de diferentes tipos de almacenaje: baldas, cajones y puertas. Cada uno de estos armarios, nos ofrece sitio para guardar, sin embargo, cada uno tiene unas características diferentes que debemos tener en cuenta a la hora de pensar en qué lugar de la isla lo situamos.

Las baldas abiertas, que aligeran el mueble, deben ser para cosas que necesitemos tener a mano y que no importe demasiado que se ensucien. Es cierto que estamos acostumbrados a ver platos, vasos, copas en baldas al aire, pero por experiencia os digo, que es poco práctico. Se llenan muy rápido de polvo y son cosas que utilizamos para comer. Realmente, no hay por qué prescindir de estos elementos, tan solo pensar qué cosas podemos guardar sin problema en ellos. Por ejemplo, como leñero, biblioteca improvisada, o lugar donde poner cestas con piñas, quedarán perfectos.

Los cajones, sobre todo si son para la cubertería, la vajilla o las cazuelas, debemos situarlos en el lado de la isla más próximo al fregadero (y más si está en la propia isla, como en el caso de hoy) y el lavaplatos. Así no tendremos que dar vueltas para tenerlo todo en su sitio.

Las puertas son también un elemento donde mantener las cosas limpias y a mano. Para guardar comida son perfectas. Si están lejos de la zona de cocción, mejor poner productos que utilicemos poco.

Cocina Isla 7

De cuarzo y con zona de cocción

Cocina Isla 9

Las islas de materiales como el cuarzo, me encantan. Se pueden hacer cosas geniales con ellas, como crear una con base trapezoidal como la que os mostramos. Así, el espacio fluye de manera diferente, e invita a visitar el otro lado de la cocina (es una cocina abierta al salón).

Como hemos dicho al principio, si ponemos taburetes alrededor de la isla, convertimos este elemento en un lugar donde pasar tiempo en familia, o con amigos. Si en la propia isla situamos la zona de cocción, tendremos encimera suficiente para cocinar y también espacio para tomar una copa con amigos mientras terminamos la cena. Quizá suene un poco "ideal", pero todo es cuestión de intención, ¿no os parece?

Y a vosotros... ¿Os apetece una isla en vuestra cocina?

Vía | Remodelista
En Decoesfera | Cómo organizar una cocina alrededor de una isla

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios