Compartir
Publicidad
Publicidad

Colores de verano: algunos ejemplos

Colores de verano: algunos ejemplos
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Se acerca el verano y una buena idea para estos meses es darle a nuestra casa un toque fresco, para ello nada mejor que un cambio de color.

Los colores pastel, la gama de los azules que nos recuerdan al mar, o los verdes y otros colores cálidos que nos recuerdan a la naturaleza y a la primavera son perfectos para esta época. Se lleven o no, siempre son adecuados para los meses en los que el calor esta aquí.

Las imágenes que veis son un perfecto ejemplo de varias habitaciones decoradas con colores de verano, cálidos y acogedores, habitaciones muy frescas y a la vez luminosas y desenfadadas, perfectas para relajarse y muy despejadas.

Un ejemplo, mi favorito, es la cocina, que podéis ver en la imagen de arriba, no sólo porque aprovecha toda la luz que entra desde las ventanas, o porque aprovecha muy bien el espacio al integrarla dentro del salón, también por el uso de los colores.

La pared de fondo que hace las veces de pared de impacto se encuentra vestida en líneas horizontales de diferentes colores pastel, que destacan y le dan un aspecto desenfadado, algo que continúa con los muebles de corte moderno y divertido, especialmente las banquetas de la isla central y la mesa.

Lo desenfadado no resulta indispensable, en esta imagen de un salón por ejemplo podemos ver contrate con algunas piezas de corte clásico y tapicerías pesadas, desde mi punto de vista el gran desacierto, aunque crea un contraste muy llamativo.

Este segundo salón resulta mucho más sencillo, en ella se aporta el color mediante las tapicerías y cojines, pero también mediante pinturas, como veis han pintado el techo de color azul celeste.

Por último, el comedor, donde las estanterías están libres para así conseguir un espacio aún más despejado y el color se aporta mediante pequeños complementos, como la lámpara, libros, o los complementos de la mesa.

En definitiva, distintas formas de aplicar el color, algunas más agresivas, como la pintura, y otras más ligeras y sobre todo económicas, como optar por los complementos. No podéis quejaros, las hay para todos los gustos y todos los presupuestos, así que a pesar de la crisis, no hay excusa para vestir nuestra casa de verano en los próximos meses.

Imágenes vía | Decor8 En Decoesfera | Casas que inspiran

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos