Compartir
Publicidad
Publicidad

Antes y después: un baño color chocolate

Antes y después: un baño color chocolate
Guardar
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Me gusta el baño que hoy os enseño porque han hecho una reforma para modernizarlo pero hacerlo retro a la vez. Me explico porque viendo la foto que tenéis sobre estas líneas, es posible que penséis que estoy un poco dormida.

Tenemos un baño antiguo, con paredes rosas y un par de apliques bastante antiguos. Las paredes rosas lisas dan espacio pero nos dejan una sensación de que es una estancia anodina, en la que no se han esmerado mucho. El marco del espejo tampoco me gusta mucho y la grifería, aunque está bastante reluciente, no termina de cuadrar con el resto (sobre todo con los apliques). Veamos bajo estas líneas cómo ha sido el cambio.

El baño después de la reforma.

En primer lugar, han creado un zócalo color chocolate, que da personalidad a la estancia. Sobre este zócalo, han montado una repisa en wengué sobre la que han colocado libros. En esa repisa, además, hay una figura de un águila pero también hay sitio para poner botes y velas que es lo que todas las chicas tenemos en las repisas de los baños.

Sobre la repisa han creado una pared de impacto mediante papel retro muy setentero que a mí me encanta. Es cierto que disminuye la sensación visual de espacio, pero el resultado es simplemente espectacular. Los nuevos apliques, aunque también son retro, dan un aire de distinción al baño pero yo no recomendaría que nadie se maquillara ni se afeitara con tan poca luz.

Detalles en el cuarto de baño cambiado.

También se ha cambiado la tapa del inodoro para que hiciera juego con el resto de la estancia, y ha quedado en un elegante color chocolate. Observad cómo han puesto un portarrollos al lado del inodoro, con lo que todo queda más ordenado en vez de tener el papel higiénico encima de la cisterna.

El grifo y el lavabo son nuevos también, aunque en este caso yo no lo veía tan necesario porque prácticamente pegan con el look del baño. Es cierto que el color dorado en la grifería no es tendencia de este año (ni del pasado, ni de hace tres...) pero no le veía nada malo a este elemento.

Por último, no quería finalizar sin señalaros el cuadro de Abraham Lincoln que hay al lado de la ventana y que aunque queda muy retro, no acabo de verle su cometido. Supongo que al dueño de la casa le inspira este político para hacer sus tareas diarias o para verlo cada mañana nada más despertar.

Vía | Design* Sponge En Decoesfera | Antes y después

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos