Publicidad

Hotel Consolación, un hotel singular en el Matarraña turolense

Hotel Consolación, un hotel singular en el Matarraña turolense
2 comentarios

Publicidad

Publicidad

Con la llegada de la primavera apetece comenzar a salir de fin de semana para descubrir parajes nuevos. Ahora que se acerca Semana Santa, un destino perfecto puede ser la comarca del Matarraña. Una desconocida y bella comarca que esconde auténticos tesoros como el Hotel Consolación.

Un hotel singular que fue Premio Condé Nast Traveller 2011 al 'Mejor Hotel No Urbano de España' que atrapa sin remedio a cuantos se dejan caer por este rincón de la provincia de Teruel. El hotel es obra de las arquitectas Estelas Camprubí y Eugènia Santacana, dos profesionales que han logrado integrar perfectamente los edificios que conforman el complejo en el entorno.

Cubos de madera para alojar las habitaciones Kube

Hotel Consolación

Además de la ermita del siglo XVI, sin duda los elementos más atractivos del hotel son los cubos revestidos con madera cuperizada de pino que acogen las habitaciones Kube. Estos cubos están mágicamente colgadas sobre el precicipio, y contrastan con el verde de los bosques que los rodean, aunque el color madera ayuda a integrarlos en el paisaje.

Hotel Consolación

En su interior, una de las cuatro paredes es un gran ventanal de cristal que se abre al exterior para disfrutar de la naturaleza sin salir de la habitación. La decoración es totalmente minimalista para no robar protagonismo al paisaje. Entre los elementos más llamativos, destacan la bañera excavada en el suelo de pizarra negra de la habitación, o una elegante chimenea colgante.

Habitación Ermita Barroca

Hotel Consolacion

Además de las habitaciones Kube, el hotel tiene otras dos habitaciones ubicadas en la antigua casa del Ermitaño. Una de ellas, la Habitación Ermita Barroca, es una auténtica explosión de colores y texturas ambientadas en el siglo XIX, que en nada se parecen a las habitaciones de los cubos de madera. Chimenea, muebles clásicos y antigüedades en contraste con muebles modernos dan el toque diferente y acogedor a este espacio.

Hotel Consolación

Habitación de aires nórdicos

Hotel Consolación

La última de las habitaciones del Hotel Consolación es la más sencilla de todas. Es una habitación amplia de color blanco y tonos suaves decorada con unos muebles daneses comprados en Berlín, con chimenea y unas lámparas de Álvaro Alto. Y tú, ¿en cuál de estas habitaciones te gustaría alojarte?

Más información | Hotel Consolación
En Decoesfera | La Demba, un hotel lleno de arte y diseño en el corazón del Pirineo

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir