Compartir
Publicidad
Publicidad

Preparar la casa para la vuelta al cole

Preparar la casa para la vuelta al cole
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A los niños más afortunados, les queda casi una semana para volver al cole, y a los menos afortunados... ya han vuelto. Lo cierto es que la nueva rutina de los pequeños se nota también en la decoración de la casa, y los juguetes dejan paso a los libros en algunos rincones de su cuarto.

Para que los pequeños tengan ganas de volver a la rutina, hay que ponerles las cosas fáciles, bastante tienen ya con los madrugones y los deberes, así que os propongo reorganizar la zona de estudio o crear una nueva en el caso de que sea su primer año con tareas para casa. Lo primero que necesitan es un lugar que ellos sepan que es suyo, donde se puedan sentir cómodos pero que no tenga distracciones, lejos de la televisión y sin videoconsolas. Si aún es pequeño y va a usar la zona de estudio sólo para dibujar, ¿por qué no una mesa que sea a la vez pizarra? El modelo Dessin de Habitat es ideal para los niños ya que cumple los dos requisitos y es fácil de limpiar. Su precio son unos 79,20 euros. Junto a la mesa, por supuesto, hay que encontrar una silla en la que el pequeño esté cómodo y llegue a la mesa sin tener que forzar la postura. Las mejores, en este caso, son las de oficina aunque sean para mayores.

El lugar de estudio, debe tener luz tanto natural como artificial para cuando empiece a anochecer antes. Así pues, elegid un lugar cerca de la ventana y un flexo que se adapte a sus necesidades y que dé una luz clara. Me gusta el modelo Format de Ikea, que cuesta 19,95 euros y tiene el brazo flexible para poder dirigir la iluminación. Como siempre, si el pequeño es zurdo la luz le tiene que entrar por el lado derecho y viceversa para que no se haga sombras a sí mismo.

Cerca del lugar elegido, tiene que tener las estanterías con sus libros a mano. En ellas colocad los diccionarios y las enciclopedias, así como algún cuento que le anime a leer más a menudo. Una estantería que me gusta mucho es el modelo Hensvik de Ikea, que sale por unos 49 euros.

Y por último, aunque esto no es un consejo decorativo, pasad tiempo con los niños mientras estudian para que sepan que os pueden preguntar sus dudas. Hacedles compañía y animadles para que al final del curso tengan todo el verano libre sin exámenes de recuperación.

Imagen vía | Ohdeedoh En Decoesfera | Puertas abiertas: un dormitorio infantil con zona de estudio

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos