Compartir
Publicidad
Publicidad

Si vas a hacer obras, no olvides cubrir los muebles

Si vas a hacer obras, no olvides cubrir los muebles
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

A veces cuando vamos a pintar una habitación, o acometemos una pequeña reforma en casa, si es poca cosa nos olvidamos de la importancia de tapar los muebles, en especial los sofás y todo lo que esté tapizado. Por pequeña que parezca una obra, cubrir los muebles nunca sobra, además es bastante frecuente que la obra se extienda más de lo previsto inicialmente.

Por ejemplo cuando pintamos una pared, normalmente antes siempre hay que tapar algún agujero, o alguna grieta y por lo tanto hay que lijar, al lijar se levanta mucho polvo, polvo que se cuela por todas partes y que después es muy difícil de quitar. En el caso de los muebles sin tela, no es tan grave, se limpia razonablemente bien, aunque también hay que tener cuidado de que el polvo no raye, pero en el caso de asientos tapizados, la cosa se complica si las fundas no son desmontables.

Es más, es recomendable cubrir incluso el suelo y pegar el plástico con cinta adhesiva para que no se mueva por dos motivos, uno para no resbalar y otro para que no deje zonas al aire al moverse. Si tenemos todo cubierto, cuando terminamos con la obra solo tendremos que retirar los plásticos y apenas habrá que limpiar, aunque en principio nos dé pereza taparlo todo, al final nos daremos cuenta de que hemos ahorrado tiempo y esfuerzo y de que los muebles y el suelo se conservan en mejor estado.

Imagen Vía | Hgtv
En Decoesfera | Pintar tu casa: la preparación

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos