Compartir
Publicidad
Publicidad

Mejora tu césped en cuatro pasos

Mejora tu césped en cuatro pasos
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

El verano es la época en la que más disfrutamos el césped de nuestras casas pero también es el momento en el que este más sufre. No sólo las altas temperaturas, sino el paso incesante sobre él acaban minando su belleza y, si no queremos tener un patatal para septiembre (otra cosa es que os guste y os queráis dedicar al cultivo intensivo de patatas en vuestro jardín, que es una opción totalmente respetable), tenemos que mimar esta parte tan delicada de los exteriores de nuestra casa. Hoy os traigo cuatro sencillos consejos que pueden seros de utilidad:

1. Ara el césped. No se trata que pongas a trabajar sobre él a una mula y le pongas un arado, ni mucho menos. Para oxigenar el césped y la tierra, basta con que hagas agujeritos en el suelo que facilitarán la oxigenación del conjunto. En Casa Sugar nos proponen unos pinchos que se pueden poner en las zapatillas para ir haciendo los agujeros conforme andas, pero no estoy segura de que estén disponibles en España, así que bastará con que hagas algún agujero con algo que sea punzante, ya sea un bolígrafo, unas agujas de tejer antiguas o algo similar. Tampoco os emocionéis a hacer agujeros, con algunos bastará para oxigenar una amplia superficie. 2. Elimina la hierba muerta. La hierba seca no deja pasar la luz al suelo, impidiendo el nacimiento de nueva hierba más vigorosa. Rastrilla al menos una vez a la semana tu césped para quitar todas esas hebras amarillas que además afean el conjunto. 3. Utiliza fertilizantes. Precisamente porque el verano es una época más bien dura para las plantas, lo ideal es que les proporcionéis un extra de vitaminas que ayuden al césped a sobrellevar las altas temperaturas. A mí me gustan más los fertilizantes líquidos que los sólidos, pero todo depende de cuándo queráis sentaros sobre la hierba...

4. No olvides recortarlo. Cortar el césped puede ser una tarea aburrida, pero necesaria. Procura que éste tenga una longitud de varios centímetros para que pueda crecer a sus anchas pero contrólalo para no tener una jungla en la puerta de casa.

Vía | Casa Sugar Imagen vía | Kevindooley En Decoesfera | Césped

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos