Compartir
Publicidad

Lindsay Adelman, una artesana de la luz en Brooklyn

Lindsay Adelman, una artesana de la luz en Brooklyn
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¿Cuantas veces hemos entrado en espacios maravillosamente decorados donde la falta o el exceso de iluminación o unas lámparas inapropiadas han estropeado la impresión? La iluminación y las lámparas son fundamentales y suelen ser un quebradero de cabeza ya que damos más vueltas que una peonza para encontrar elementos originales, decorativos por sí mismos.

Y en una de esas vueltas de peonza he conocido las lámparas de Lindsay Adelman. El proceso de realización de sus lámparas ha sido uno de los motivos por los que he querido enseñar su obra. Porque Lindsay es una artesana que fundó su estudio de Nueva York en 2006 y hoy cuenta con un equipo de 15 personas y una red de artesanos locales que fabrican cada pieza por encargo.

Lindsey-Adelman-7-Glass-Workshop.jpg

Lo primero que Lindsay hace es el boceto de la lámpara y partiendo de estructuras naturales y de piezas de metal, mientras su equipo de diseño realiza la maqueta con globos de plástico para representar el resultado final de lámpara. Esta labor se hace unas veces en el espacio donde se va a ubicar la araña de luces y otras veces en el estudio de Brooklyn.

Posteriormente, se encargan los globos de cristal soplado tradicionalmente en el taller de Michiko Sakano, sin salir del barrio ya que todo queda en Brooklyn. El ensamblaje se hace a mano en el estudio de Manhattan, lo que facilita que se pueda alterar el diseño según los gustos de los compradores.

Adelman ha ampliado recientemente sus materiales básicos que consistían en madera, latón y vidrio y ahora podemos encontrar modelos con cerámica, dorados, hormigón, etc. También producen algunas joyas, vasijas o tapices, igualmente artesanales.

lindsay-adelman-potpurri.

Antes de comentaros los precios de las lámparas de Lindsay, hay que entender que son totalmente artesanales y originales, es decir que podéis encargar los detalles que más os gusten de cada diseño, como cambiar los globos, la cantidad y la forma de los brazos… Tendréis unas lámparas únicas, a la carta, para cada destinatario.

También hay que comprender que un equipo de profesionales se encargan de que la lámpara no sufra daños, dejándola instalada en el lugar escogido, como un seguro. Así las cosas, como podéis ver en su página web, no hay ninguna pieza que baje de 2.500 dólares, lo que vienen a ser 2.000 euritos.

lindsay-adelman-más.jpg

¿Que os parecen las lámparas de Lindsay Adelman? ¿No creéis que son casi obras de arte?

Más información | Lindsay Adelman
En Decoesfera | Fieltro en complementos de moda y también en las lámparas de tu hogar

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio