Compartir
Publicidad
Publicidad

Una salamandra en tu cocina

Una salamandra en tu cocina
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Siempre me ha dado mucha envidia cuando veo, en los programas de televisión dedicados a la cocina, cómo los cocineros profesionales de los restaurantes dan ese toque final perfecto a sus platos con la salamandra. Me parece el aparato más adecuado para preparar gratinados, caramelizar o mantener los platos calientes de una manera rápida y sencilla, gracias al elemento calefactor radiante que se puede situar justo encima de los platos que vayamos a cocinar.

Lo malo es que las salamandras profesionales ocupan mucho espacio y de eso, desde luego, no andamos muy sobrados en las cocinas domésticas. Aunque ahora tenemos la posibilidad de darnos el capricho gracias a la salamandra CS1421 de Míele, que forma parte de la gama de elementos modulares Combiset, entre los que puedes encontrar también otros interesantes módulos como la freidora, el tepan yaki o la placa de inducción para wok de la que hablamos recientemente.

salamandra miele 3

Una de las características más interesantes de este modelo es que, de una forma parecida a la extractora oculta, cuando el aparato está desconectado queda prácticamente empotrado en la encimera: lo único que se aprecia a simple vista es la cubierta de acero inoxidable y los mandos.

salamandra miele 5

Solo cuando está en funcionamiento, la salamandra muestra lo que escondía bajo su cubierta: un motor eleva el elemento calefactor dejando así espacio debajo para colocar la fuente o plato que vayamos a gratinar. La distancia entre el elemento halógeno calefactor y la base puede ajustarse a voluntad en cualquiera de los 12 niveles de altura predefinidos.

Algo tenía que tener de malo: el precio. Cuesta 2400 euros y es que la exclusividad se paga.

Vía | Gastronomía y cía Más información | Míele

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos