Compartir
Publicidad
Publicidad

Haz tu dormitorio más sexy (II): La estancia

Haz tu dormitorio más sexy (II): La estancia
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Ayer os dábamos algunos consejos para hacer más sexy vuestro dormitorio. Si ya tenéis la cama lista, preparaos para terminar de hacer de la estancia la zona más caliente de la casa. Y por caliente no me refiero a la falta de aire acondicionado.

No descuidéis ningún detalle: el suelo también es importante. Lo más habitual es que haya un par de alfombras donde normalmente se posan los pies cada mañana, pero ¿por qué no alfombrar la mayor parte de la estancia? Dará un toque acogedor, cálido y muchas ganas de probar el piso cuando ya la cama está muy revuelta, o podrá ser un sitio por donde empezar en una noche de pasión. No hace falta que las alfombras sean de lana, existen en el mercado unos materiales muy suaves al tacto que os harán olvidaros de la posibilidad de ir a la cama por lo cómodo que puede ser.

Las ventanas deberán poderse cerrar completamente, a no ser que queráis que los vecinos os vean todas las maniobras. Cortinas opacas son fundamentales, pero también unos visillos translúcidos aportarán la atmósfera romántica que buscáis. Además, si encima vuestra cama cuenta con un dosel, os garantizo muchas noches de pasión. La luz es fundamental, y la podéis matizar con distintos tipos de lámparas: desde las luces de la mesilla hasta una lámpara de pie o la del techo siempre y cuando no sea una luz directa. Un efecto muy sexy lo lograréis poniendo una tela translúcida sobre la mesilla de noche. No se os ocurra hacerlo poniendo la tela directamente sobre la bombilla si no queréis salir ardiendo, y tened en cuenta que esto se hace muy bien con bombillas de bajo consumo que disminuyen el peligro de quemar las telas. Y si las luces son importantes, no podemos olvidarnos de las velas. Llenar la habitación de velas justo cuando entre vuestra pareja os hará ganar puntos al instante. ¿Y qué mejor que completar la atmósfera con música sexy? Yo me decanto por el swing, pero cada uno podéis elegir la que más os guste. Ni se os ocurra encender la televisión porque habréis dado al traste con todo el trabajo, y si podéis, no tengáis el teléfono junto a la cama. Hay cosas que pueden esperar.

Para los que os rindáis y renunciéis al dormitorio, siempre podéis recurrir a la mesa de la cocina, que no es tan sexy pero sí es muy cinematográfica.

Imagen Vía | Trendir En Decoesfera | Haz tu dormitorio más sexy

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos