Compartir
Publicidad
Publicidad

Consigue el look: Las mil y una noches

Consigue el look: Las mil y una noches
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Lo oriental ha vuelto para quedarse. En España tenemos la suerte de no tener que irnos muy lejos para encontrar todos los detalles que harán de tu casa la más bonita de las jaimas, ya que en Granada tenemos muestras del mejor arte árabe de todos los tiempos. Azulejos que refresquen el ambiente, fuentes, cojines... tu casa se llenará de los mejores complementos con vistas a pasar un verano fresco y acogedor.

El primer paso es llenar la casa de color: sedas, azulejos, damasquinados... todo vale con tal de romper la monotonía. En el suelo, bien alfombras persas o alfombras de rafia, que dan un aire étnico a cualquier rincón y son más acordes con el verano que se acerca. Llena los sofás de cojines, haz de tu salón la pieza más cómoda de toda la casa, y haz un hueco en tu mesa baja para poner un juego de té para disfrutar de los mejores sabores del desierto. En un rincón puedes aprovechar y reservarlo para la cachimba, uno de los complementos más cool de esta temporada. Eso sí, lo mejor es que si la vais a usar, empleéis tabaco frutal para que no se os quede el mal olor en casa y en caso de duda, no dudéis en recurrir al incienso porque ya sabéis que el olor también es importante. Los pufs serán tus aliados infalibles, tanto los de diseño como los que venden en las tiendas de marroquinería, que se ajustan a todos los presupuestos. Los puedes rellenar de periódicos espachurrados o de bolitas de poliespán. Yo os aconsejo mejor la primera opción, porque basta una pequeña fuga y estaréis recogiendo bolitas durante mucho mucho tiempo. Otra de las piezas que no deben faltar son los jarrones de todos los tamaños y formas. Dentro puedes poner tanto flores como arreglos florales hechos de plantas secas, ramas...

Para el dormitorio, lo más adecuado es que te decantes por una cama baja, tipo futón y que la llenes de cojines. Un espejo árabe sobre el cabecero le dará ese toque oriental que tanto os gusta, y si podéis poner un biombo de celosía para separar ambientes, el impacto será total. Además, puedes decantarte por cabeceros de mimbre que le darán un toque muy étnico a la habitación.

En el cuarto de baño puedes dar salida a tus fantasías con los azulejos. Ten preparadas toallas para los invitados y una gran gran bañera. Unos pétalos de rosas o un popurrí resultan ideales y además de darle un toque de color, mejorarán el ambiente de la estancia. Aprovecha para exponer toda tu colección de perfumes. Las botellas de formas vistosas quedan genial en una habitación de estilo oriental.

Si no te atreves a ir con el look oriental dentro de tu casa, dale una oportunidad a este estilo en el patio. La idea es darle una vuelta más al típico estilo andaluz pero tirando más hacia lo árabe (aunque el look andaluz también es bastante resultón, pero de eso hablaremos en otra ocasión). Utiliza los azulejos y procura poner una fuente en el centro. Usa telas de gasa para proteger la zona donde comas de los insectos y apuesta por los sofás bajos. Aunque en el desierto no hay sitio para plantas, aprovecha nuestro clima y hazte con algunas macetas de hojas grandes y vistosas, que, además de darte sombra, refrescarán el ambiente. Un pequeño arbusto de jazmín perfumará las mil y una noches que disfrutarás en tu patio.

¿Te hemos convencido? Pues date una vuelta por Zara Home, que allí han apostado muy fuerte por este estilo de cara al verano.

Imágenes vía | Zara Home y Faculty Staff En Decoesfera | Consigue el look

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos